Sin dolor

Los pacientes tratados con láser no sienten dolor. Aunque ocasionalmente puede requerirse anestesia, en la mayoría de los casos ésta puede eliminarse ya que la acción del láser es superficial, con lo que se puede trabajar directamente sobre la pieza a tratar sin que esto produzca dolor, lo que posibilita trabajar en varias zonas de la boca en una misma sesión. Al no existir contacto se mejoran las condiciones de asepsia, resultando más higiénico y, además, se esteriliza la zona de tratamiento. Esto ofrece una nueva oportunidad a muchas personas que evitan ir a la consulta por el miedo y las fobias al dolor, eliminando, por fin, la asociación entre Odontología y dolor.

Postoperatorio

Generalmente no es necesaria la sutura. La fibra de vidrio del láser es desplazada muy suavemente sobre el tejido y vaporiza durante el descenso del mismo. Así, las heridas que resultan del tratamiento con láser habitualmente sanan de manera exitosa sin sutura. Los post-operatorios no presentan dolor, con mínimo o ausencia de edema e inflamación, con una cicatrización más rápida y sin retracción posterior, por lo que se requiere poca o ninguna medicación analgésica. Además, tanto la cicatrización como la recuperación de los tejidos son más rápidas.

El láser no tiene ningún efecto nocivo para la salud y puede ser empleado incluso en pacientes con complicaciones sistémicas (diabéticos, cardiópatas hipertensos, etc.).

Implantología, recuperación de implantes

Se utiliza para exponer el tapón de cicatrización de un implante en la segunda fase quirúrgica del tratamiento a base de implantes (recuperación de implantes), es decir, antes de la rehabilitación protésica. Para recuperar el implante hay que retirar el capuchón de encía localizado por encima de él. Esto se realiza con el láser vaporizando el tejido circundante y el que se encuentra por encima del implante. Se debe realizar de manera muy precisa y sin tocar el implante, ya que podría calentarse al ser metal con lo que se generaría un problema preimplantario

Endodoncia

Se utiliza para facilitar la instrumentación manual. El láser seca y esteriliza el conducto antes de la obturación, lo que garantiza un aumento en el porcentaje de éxito de la endodoncia, aunque no reemplaza el trabajo biomecánico realizado con las limas endodónticas tradicionales para limpiar el mismo previamente. El láser también estimula el cierre del conducto y, además, impide la reproducción de las bacterias. La eliminación de bacterias de este modo acorta marcadamente el tratamiento del conducto y eleva el porcentaje de éxito en el pronóstico.

Sensibilidad dental

O intolerancia a estímulos fríos o calientes y, en casos más severos, al tacto. Provocada por un desgaste en la superficie del diente, ya sea por malas técnicas de cepillado, abrasiones o fracturas en el esmalte, con lo que las áreas afectadas serán muy incómodas y dolorosas. El láser dental sella los túbulos dentinarios expuestos que son los que provocan la sensibilidad.

Tratamientos y cirugías periodontales

En cirugía el láser ayuda a evitar el sangrado y esteriliza evitando el riesgo de infección. Así, los procedimientos son más rápidos, se requiere de poca anestesia (siendo posible hacer pequeñas incisiones sin el uso de ésta) y los pacientes que reciben este tipo de tratamientos regresan a su quehacer diario el mismo día. En perimplantitis se abre el colgajo, se limpia el implante con el láser y se cierra el colgajo, induciéndose la formación de osteoblastos y la oseointegración. El láser actúa con gran eficacia también en reaperturas de implantes y cirugías de terceros molares.

Restauradora

Actúa en los cristales de hidroxiapatita endureciendo el esmalte. Después de una fluorización el esmalte es más resistente, por eso es útil en Odontopediatría ya que sella fosas y fisuras.

Campo seco

Las cirugías con láser se desarrollan en campo seco y limpio, libre de microorganismos, con incisiones claras y nítidas. La virtual ausencia de hemorragia durante los procedimientos con láser reduce el peligro de infecciones cruzadas, esterilizando automáticamente la zona tratada, garantizando la ausencia de recidivas y permitiendo al odontólogo observar mejor el lugar de la operación.

Es muy útil para

  • Tratamiento de úlceras aftosas, Herpes, Leucoplasias, liquen,…y múltiples patologías bucales.
  • En cirugías menores de papilomas, mucoceles, fibromas, etc., las cuales serán removidos con un sangrado prácticamente nulo.
  • Corte de frenillos. Tratamientos de rutina que se llevan a cabo en la consulta de manera rápida y eficaz, sin cortes, suturas y anestesia infiltrativa, únicamente tópica.
  • Cirugías de encías sin suturas ni sangrados.
  • Toma de biopsias
  • Cirugía periodontal y estética de las encías (melanosis).Las pigmentaciones bucales o melanosis bucal se pueden retirar de manera fácil y eficaz mediante el uso del láser.
  • Cirugías previas a tratamientos de prótesis dentales.
  • Efecto hemostático: para controlar la hemorragia producida en una intervención llevada a cabo por el método tradicional.
  • Estética dental, blanqueamientos y aclaramientos: La luz del láser activa el gel del blanqueamiento dental acelerando su penetración en el esmalte. disminuye el tiempo de tratamiento y por tanto es más cómodo para los pacientes.
  • Para la mayoría de los tratamientos periodontales no se requiere el uso de anestesia. Se utiliza una pieza de mano especial que se introduce en las bolsas periodontales transmitiendo la energía a través de un cristal de cuarzo, desprendiendo así las sustancias adheridas a la raíz del diente; también desprende el sarro y tiene un alto efecto bactericida.
  • Actúa en tejidos pigmentados, reconociendo el tejido malo ya que en el tejido de granulación hay mucha hemoglobina y melanina. Inactiva la toxina de las bacterias sin dañar los tejidos, sin necesidad de anestesia, sin hemorragia y sin necesidad de medicación postoperatoria. La fibra óptica actúa sobre el cemento y el sarro, por trabajar en tejido teñido, pulverizándolo, y descontamina la raíz y el epitelio. Puede ser empleado antes, durante y después de una Cirugía Periodontal.